Saturday 15 August 2020

TRIFLE DE FRUTILLAS

Elegir la primer receta que iba a inaugurar esta sección no fue una tarea sencilla. Tenía que ser vistosa, que le gustara a todos -o casi todos- y, por sobre todo, que fuera fácil, muy fácil. Por eso decidí preparar un trifle.

El Trifle -con una sola f y sin acento- es un típico postre inglés. Los primeros datos que se tienen de este postre aparecen en un libro llamado La joya de la buena ama de casa, de Thomas Dawson, de 1596. La traducción del nombre es «bagatela», o cosa de poco valor. Se compone de tres o más capas, una de un bizcocho o torta embebida con alguna bebida alcohólica, una de frutas y una crema, que los ingleses llaman custard.

Lo que hace que este postre sea llamativo son las diferentes capas, que deben quedar bien marcadas.  Es por eso que los ingredientes que se utilicen deben tener cuerpo, o sea, que sean lo suficientemente espesos para que no se mezclen unos con otros. Justamente, para que esas capas puedan verse es que los trifle se arman en recipientes transparentes -cristal, vidrio, acrílico-. Eso sí, es un postre muy empalagoso porque todos los ingredientes son muy dulces, así que el recipiente que se elija para armarlo, si se va a servir de forma individual, no conviene que sea muy grande.  O sea: vasos de whisky desechados, a menos que sea para compartir.

El trifle que preparé esta vez tiene una capa de vainillas, una de frutillas (fresas), una de simil crema inglesa, otra de frutillas (fresas), una de crema chantilly y merenguitos triturados por encima. No le puse alcohol porque en casa no les gusta; lo reemplacé por un almíbar. Se puede usar cualquier bebida alcohólica: jerez, licor, marsala, oporto, whisky, vino dulce, etc. Esto es lo que tiene de bueno, todos los ingredientes son reemplazables, sólo hay que usar la imaginación. Por ejemplo, las vainillas pueden sustituirse por pedacitos de torta, budín, galletitas rellenas, pionono, cereales… En lugar de frutillas se puede usar cualquier fruta fresca, fruta de lata o frutas secas, mermelada de frutas y hasta gelatina… Las capas de crema inglesa o de crema chantilly se pueden cambiar por crema pastelera, yogurt firme, crema de limón, queso blanco endulzado con edulcorante para una versión menos calórica, queso crema, leche condensada, dulce de leche… Hasta se puede usar helado, si se prepara a último momento. Las variantes son muchísimas, sólo es cuestión de probar.

 

TRIFLE DE FRUTILLAS

Ingredientes

Preparación

  1. Poner en una cacerolita el azúcar y el jugo de naranja. Cocinar hasta obtener un almíbar liviano. Dejar entibiar.
  2. Cortar las frutillas y ponerlas a macerar en el almíbar, por lo menos una hora.
  3. Preparar la crema inglesa fácil.
  4. Cortar las vainillas en cubos.
  5. Armar el trifle colocando una base de vainillas, una de frutas maceradas, una de crema inglesa, otra de frutas y una de crema chantilly.
  6. Decorar con merenguitos triturados y chocolate blanco rallado.

Notas:

Si se le agrega alguna bebida alcohólica, descontarla del jugo de naranja. Prepararlo con algunas horas de anticipación para que se integren los sabores. Se puede preparar en un recipiente grande, pero queda mejor presentado en forma individual.

http://www.misanplas.com.ar/2012/03/04/trifle/

IMAGEN: © MISANPLAS

Powered by WordPress. Crossover Theme by AWESEM.