Sunday 03 March 2024

TIPS: CÓMO LIMPIAR LOS CHAMPIGNONS

Los champignons son hongos comestibles que pueden comerse tanto crudos como cocidos.

Como casi todos los hongos frescos, tienen la capacidad de absorber agua. Es por eso que no hay que sumergirlos en agua, ya que la soltarían durante el proceso de cocción. Lo ideal para limpiar los champignons o Portobellos es, simplemente, pasarles un trapo o un papel absorbente apenas húmedo para retirar los rastros de tierra (compost), y cortarles la base o parte inferior del tallo que estuvo en contacto directo con la tierra.

Sin embargo, puede ocurrir que al comprar champignons traigan adherida demasiada tierra. En ese caso, y sólo en ese caso, hay que tener algunos puntos en cuenta:

  • Para limpiarlos, si no es suficiente con un papel húmedo, pasarlos rápidamente bajo el chorro de agua de la canilla y secarlos con papel absorbente. No sumergirlos, para evitar que absorban agua.
  • Si quedaron demasiado húmedos, ponerlos sobre papel absorbente y dejarlos secar durante un rato.
  • De ser necesario, para quitar la tierra se puede utilizar un cepillo (puede ser un cepillo de dientes sin uso) de cerda muy suave. Limpiarlos con suavidad.

Para ciertas preparaciones, como unos Champignons rellenos, es necesario separar el sombrero del tallo. Eso se logra, simplemente, realizando un movimiento giratorio o rotatorio del tallo. Conservar los tallos para preparar un caldo o un sopa.

Powered by WordPress. Crossover Theme by AWESEM.